jueves, 13 de enero de 2011

Berlusconi se hunde en su propia mierda

Hoy los italianos están de enhorabuena, tienen motivos para creer en la justicia, a pesar de que no todo sea trigo limpio  en la  judicatura italiana.

SBerlusconi El Tribunal Constitucional italiano ha tumbado de facto la ley de impedimento que hasta ahora impedía que Berlusconi fuera llevado ante la justicia por tres procesos judiciales que tiene abiertos. Hoy el nuevo Duce ha sido situado casi al mismo nivel que el resto de los mortales italianos y tendrán rendir cuentas ante la justicia italiana. Ya no será él quien decida si sus problemas de agenda le impiden acudir a los tribunales, serán los propios jueces los que decidirán sobre este aspecto. El arma de la dilación ya no le permitirá liberarse de la acción de la justicia como era su intención con la ley de impedimento.

Aunque solo se trata de una invalidación parcial, el Tribunal Constitucional se ha cargado los aspectos mas importantes de la ley que propiciaba que Berlusconi pudiera zafarse de la acción de la ley. Belusconi sigue insistiendo en que las acusaciones que pesan sobre él (corrupción, fraude fiscal y apropiación indebida) son ridículas.  Pues digo yo que no serán tan ridículas ya que ha intentado por activa y por pasiva conseguir una inmunidad judicial que ahora el Tribunal Constitucional le niega.

Nadie debe estar al margen de la acción de la justicia, todos debemos ser iguales ante la ley y sobre todo es totalmente rechazable que los políticos utilicen su posición de privilegio para legislar en su propio  beneficio y no en el de sus representados.  Lo ocurrido con Berlusconi hasta ahora es una vergüenza que los italianos no deberían de seguir manteniendo, pero eso solo se conseguirá cuando Berlusconi será reducido a lo que se merece: el ostracismo. 

Alguien como Berlusconi tan acostumbrado a comprar voluntades de políticos, jueces, policías y todo lo que pueda significar un impedimento a sus objetivos políticos, no merece estar en política y sobre todo parece un sarcasmo oírle afirmar que  "los jueces son una patología, una enfermedad” porque investigan sus presuntos delitos. Quien tiene ese concepto de la política y la justicia solo puede ser calificado de  dictador y heredero de la ideología de Mussollini.

Esperemos que con esto, la acción de justicia caiga sobre este siniestro personaje, aunque posiblemente todavía veremos nuevos movimiento para tratar de impedirlo. Berlusconi sabe que es algo más que un presunto delincuente.

Salud, República y Socialismo. 

6 comentarios:

Felipe dijo...

Hoy puede ser un gran día para los italianos de bien ya qye al fascita Berlusconi lo sentarán en el banquillo de los acusados,a no ser que reforme la ley con la ayuda de diputados que compre porque todo es posible en él.

Por lo pronto nos quedamos con la alegría de verlo respondiendo ante los jueces.

Saludos

Jesus dijo...

Una buena noticia. A ver si le echan ya.

Saludos, y felicidades por tu blog.

angelsmcastells dijo...

Parece que algo empieza a cambiar... pero este sujeto es capaz de todo, incluso de morirse, antes que dar cuentas a la ley. En fin, hoy parece que en Italia la Mafia se haya quedado dormida... Un abrazo, Antonio!

Ciberculturalia dijo...

Buenísima noticia. De vez en cuando podemos sonreír.
Un beso

RGAlmazán dijo...

Una buena noticia. Veremos como reaccina Il Cavaliere. Quieto no se va a quedar.

Salud y República

Martine dijo...

Una brizna de esperanza, una pequeña brecha donde meter cuña.. Esperemos que se ensanche y pague por todo.

Un beso, Antonio.

LinkWithin

Related Posts with Thumbnails