domingo, 8 de febrero de 2009

Lo que piensa el P.P. lo dice la FAES

Andan los empresarios de este país devanándose los sesos en busca de recetas para sacarnos de la crisis económica en que ellos nos han metido. Pero el calentón cerebral solo les da para cocinar las mismas recetas de siempre.


Sus recetas son siempre las mismas contención salarial, desregulación laboral, despido más barato, reducción del gasto público (es decir reducir el gasto social) y reducción de los impuestos empresariales y de los costes sociales de las empresas. Y que casualidad que mientras el P.P. pasa de puntillas sobre estos temas, su alternativa pública es solo echar la culpa de todos lo males de la economía a Zapatero, el centro ideológico del P.P., la FAES, va de la mano y en sintonía con las alternativas de los empresarios.


La Fundación para el Análisis y los Estudios Sociales (FAES) celebró hace unos días en Sevilla la XVI edición de su Observatorio Económico, que este año han presentado como un análisis para salir "del desempleo masivo". Y una de sus conclusiones ha sido que “el problema en España es que es muy difícil despedir, pero es más difícil aún bajar salarios”. ¡Toma ya! Los que tiene salarios de vergüenza y se blindan sus contratos para protegerse de sus propios errores, arremeten contra la legislación laboral porque según ellos se puede despedir poco y no se puede bajar los salarios.


El problema de este país no es que se despida poco y se gane mucho si no todo lo contrario, lo que se necesita es despedir menos y tener mejores salarios. En un país con una tasa de temporalidad en torno al 35%, una de las más altas de la Unión Europea, no se puede venir a exigir mayores facilidades para el despido. La tasa de temporalidad actual es lo que está haciendo que las empresas se hayan podido desprender de más de un millón de trabajadores que perdieron el empleo en años. Y la experiencia evidencia que en los expedientes de regulación de empleo, la mayores discrepancias con los empresarios es en lo que se refiere a las indemnizaciones que han de percibir los trabajadores que van a ser despedidos. Yo me pregunto si los empresarios estarían dispuestos a aceptar un impuesto que sufragara la prestación por desempleo de los trabajadores despedidos hasta que estos encontrasen un nuevo empleo, de esta forma lo empresarios tendrían la posibilidad de ajustar sus plantillas y los trabajadores despedidos garantizados sus ingresos mientras dure esa situación. Mucho me temo que la solidaridad de los empresarios no llega a tanto.


Y que decir de los salarios, cuando en este país se está a la cola de los salarios en la Unión Europea. Que poco saben de economía nuestros empresarios. Cuando desde todos los ambitos se dice que una de las cosas que hay que hacer para salir de la crisis es reactivar el consumo y se prometen devoluciones impuestos de 400€ por un lado y rebajas de impuestos por otro; rebajar los salarios solo conduciría a constriñir aún más el consumo de las familias. Es decir cuanto mayor sea el salario de los trabajadores mayores posibilidades hay de que el consumo se reactive. Pues en eso deberían pensar los empresarios, en ver como pueden incrementar la capacidad de compra de los trabajadores para que así los productos y servicios que ellos fabrican u ofrecen puedan ser absorbidos por la ciudadanía, de esta manera el circulo vicioso (menos poder adquisitivos- menos consumo) se volvería al revés y así todos felices; los empresarios podrían fabricar y venderían más productos y servicios y los ciudadanos elevarían su nivel de vida. ¡Que bonito! Verdad. Pues de esto es en lo que deberían pensar los empresarios. En como incrementar el poder de compra de los trabajadores porque eso a la larga les beneficia a ellos también.


Bueno, pues la FAES, la fabrica de ideas el P.P., se ha expresado, así que ya sabemos que es lo que opina pero no dice el Partido Popular. Menos mal que al menos Zapatero ha dejado una cosa clara: "A tantos que piden el despido más fácil, o el despido barato, o el despido libre, les tengo que decir desde aquí que no". Aunque eso no sea suficiente para evitar que el coste de la crisis la paguen quienes no han tenido nada que ver en su inicio.


Salud, República y Socialismo.

4 comentarios:

RGAlmazán dijo...

¡Qué bonito si quisieran! Pero no, Antonio como bien dices no será así. Los empresarios en este país, en una gran parte, son trogloditas cuyas únicas miras es ganar dinero en tiempo de bonanza y que paguen los trabajadores cuando las cosas se ponen malitas.

Salud y República

Selma dijo...

¿Ideas? De otros tiempos...
Cuando van bien dadas o mal dadas siempre se enriquecen los mismos...

Un beso, Antonio.

__MARÍA__ dijo...

O mucho me equivoco o de la FAES, saldrá un nuevo partido y si no, al tiempo.
¡Miedo me dan!

Antonio Rodriguez dijo...

Rafa
Eso lo he dicho porque en uno de los paises nordicos, el despido es libre pero el trabajador tiene prestación por desempleo hasta que encuentra trabajo.
Selma
Yo creo que estos están todavía con el pensamiento feudal, ni siquiera han hecho su revolución burgesa.
María
Pues no estaría mal que saliera un nuevo partido desde la FAES y se dividiera la derecha. Pero mal deben de ir las cosas en el P.P. cuando ya se levantan voces pidiendo la vuelta de Aznar.
Salud, República y Socialismo

LinkWithin

Related Posts with Thumbnails