miércoles, 6 de mayo de 2009

La encrucijada vasca

Ayer fue elegido el primer lehendakari vasco no nacionalista. Patxi López tiene ante si un reto importante y la posibilidad de estar ante el abrazo del oso. Una aventura en la que el P.P. intente marcar las líneas de la política a desarrollar en Euskadi.


Reconozco que no tengo las cosas claras sobre si la aventura socialista en el país vasco puede llegar a buen término, pero si se que no me gusta. Y no me gusta porque la acción de gobierno del PSOE va a estar supeditada al único apoyo de P.P. y este evidentemente va a marcar el desarrollo de la política en Euskadi. Pero he de reconocer la valentía de Patxi López de intentar dar un rumbo no frentista a la política vasca, prefiero no pensar que su decisión es solo producto de un irrefrenable deseo de ser lehendakari por el mero hecho del ansia de poder. Porque eso, en todo caso, es pan para hoy y hambre para mañana. Eso podría ser el principio de la hecatombe política del PSE. Solo desde el intento de acabar con la política frentrista desarrollada por el PNV en estos treinta años de gobierno en Euskadi, se puede justificar la alianza antinatura del PSE con el P.P.


Pero hay cosas que no puedo entender y es el sentimiento patrimonial que Ibarretxe tiene de la política. Para Ibarretxe solo el PNV está legitimado para gobernar Euskadi, lo demás son alianzas ilegitimas con el único objetivo de quitar del poder al PNV. Y esto es una visión perversa de la política. Treinta años de ejercicio del poder en Euskadi han creado tal simbiosis mental en los dirigentes del PNV que les ha llevado a considerar que el PNV y el Gobierno Vasco son una misma cosa. No tienen práctica de oposición.


Es cierto que las pasadas elecciones vascas han estado mediatizadas por la ilegalización de las listas de la izquierda aberzale y esa situación ha influido en la composición final del Parlamento Vasco, pero también es cierto que el nacionalismo vasco no ha sido capaz de capitalizar la ausencia de los partidos ilegalizados y los resultados finales son los que son y no otros. Con esto no quiero justificar la ilegalización de los partidos de la izquierda aberzale, soy contrario a la ley de partido, las ideas no se deben ilegalizar. No creo que no condenar la violencia sea un delito, en todo caso será una indecencia, al igual que no condenar los crímenes de la dictadura franquista.


No le vendrá mal al PNV ejercer de oposición durante cuatro años, eso puede hacerle ver la política de manera mas pragmática y comprender que se ha de hacer política para los nacionalista y no nacionalistas. Ese es el gran reto de la legislatura que empieza en Euzkadi y ese será el gran reto de Patxi López. De ello dependerá, en mi opinión, el éxito o el fracaso de su acción política.



Salud, República y Socialismo.

8 comentarios:

daalla dijo...

Has expresado muy bien las dudas y las esperanzas que tenemos la mayoría con la nueva situación. Le deseo lo mejor a Patxi López aunque creo que tanto él como el PSE saldrán muy tocados de esta aventura. Como siempre el gran ganador será el PP que sacará réditos electorales sin apenas trabajo.
En cuanto al PNV, pues eso. Un ejercicio de humildad y de oposición le vendrá muy bien.
Saludos.

RGAlmazán dijo...

El PNV ha perdido por ser minoría parlamentaria. Sin embargo, no hay que olvidar que además del hecho que tú comentas de los partidos ilegalizados ha influido la distribución de escaños en el País Vasco (los mismos escaños en Álava que en Guipúzcoa o en Vizcaya, con mucha menos población), lo que hace que el PSE con el PP tengan mayoría parlamentaria a pesar de ser una minoría social (aunque ellos hablan siempre de cambio en la mayoría social, es mentira).
En fin, no auguro nada bueno a este gobierno. El PP le tiene cogido por allí al PSE y eso se va a notar. Al tiempo.
Ojalá hubiera reinado los deseos de tranversalidad en ambos lados y hubiera habido un gobierno muy mayoritario y deseable a mi modo: PNV y PSE.

Salud y República

m.eugènia creus-piqué dijo...

Yo tampoco entiendo este nuevo amor PSE-PP,creo que se han equivocado pero ellos se lo van a encontrar,tampoco entiendo la pataleta de Ibarreche que dura,dura y dura, se ha ido con un resquemor que le machaca las entrañas sin pensar que aunque no estemos de acuerdo lo que han hecho los otros es legal, creo que no ha asumido que le hayan desbancado.To tambien hubiera preferido un pacto Pse-Pnv.Saludos.

Antonio Rodriguez dijo...

daalla
Ese es el peligro que el P.P. haga su política a través del PSE.
Rafa
Llevas razón el sistema electoral de Euskadi es el más antidemocrático del estado español. Quizá lo mejor hubiera sido un acuerdo PNV-PSE para garantizar una verdadera transversalidad, pero ninguno quería ceder al otro la Lehendakaritxa.
Mª Eugenia
No quieren entender que en el sistema electoral español gobierna el que más apoyos consigue, no el que más diputados tiene.
Salud, República y Socialismo

severino el sordo dijo...

No lo veo,dificilmente pueda durar,son alianzas que aunque se hagan con buena disposicion no pueden funcionar hay intereses muy distintos,al final la derecha,intentara pillar su cacho ,esto es como el agua y el aceite,pero de todas formas los vascos les juzgaran.

Selma dijo...

Siento las mismas dudas que tú ante esta situación en Euskadi, los mismos temores... Y me sigue repeliendo este gobernar antinatura...
Tiempo al tiempo.. Pero este abrazo me huele más a asfixia que a otra cosa..

Un beso, Antonio:

Carmen dijo...

Antonio las dudas tuyas son las de muchos de nosotros. Si creo que al PNV le viene bien pasar a la oposición porque la alternacia es consustancial a un sistema democrático sólido. Bien. Pero no se nos puede olvidar que si malo es la postura nacionalista defendida a veces irreflexivamente por el PNV, mucho más peligroso es el frentismo españolista. Creo por eso que es un gran error esta unión. Y por último tampoco debemos olvidar que la mayoría del pueblo vasco sigue siendo nacionalista por mucho que Patxi Lópex nos intente convencer de lo contrario. Los resultados electorales están ahí. Otra cosa bien distinta son las componendas para la gobernabilidad. En fin, yo soy algo más pesimista. Y no, no me gusta la situación.
Un abrazo

Antonio Rodriguez dijo...

Severino
Ya han empezado con las declaraciones de Aznar reivindicando para Mayor Oreja el éxito de la actual situación política en Euskadi.
Selma
Mientras escribía me he acordado de la referencia a la suma de las peras y manzana de la señora de Josemari.
Severino
Si por mucho que se empeñe Patxi López, Euskadi sigue siendo nacionalista, no solo por la representación que la izquierda aberzale no ha podido obtener, sino porque la ley electoral, con esa distribución igualitaria en las tres circunscripciones favorece al P.P., y PSE. Que tenga mucho cuidado Patxi López porque estos cuatro años se le pueden volver en contra.
Salud, República y Socialismo

LinkWithin

Related Posts with Thumbnails