lunes, 16 de enero de 2012

Fraga, demócrata por conveniencia no por convicción

No tenia pensamiento de escribir sobre este tema, pero me ha indignado lo extremadamente políticamente correctos que han estado todos los medios de comunicación a excepción de Público, comentarista, tertulianos  y muchos de los políticos españoles.

Especialmente me ha ofendido la actitud de los dirigentes socialistas que han glosado la figura del difunto como si de uno de los suyos se tratara, olvidando la trayectoria y el corresponsabilidad de Fraga con la dictadura franquista. Será, quizá, por los cuarenta años de vacaciones políticas que se tomaron. Hoy parece que había que ser políticamente correcto y remarcar solo los aspectos “benevolentes” de su figura y no hurgar en su pasado franquista del que nunca renegó.

fraga1c4 Fraga no fue un demócrata convencido, sino que se transmutó en demócrata por conveniencia política. Defensor permanente del golpe militar, "La mejor parte del país fue la que se alzó el 18 de julio". Y ahora parece que se quiere reescribir la historia, que Fraga tuvo un importante papel en la transformación democrática de este país. A la muerte de Franco fue nombrado Vicepresidente del Gobierno y ministro de Gobernación (Interior), de diciembre de 1975 a Julio de de 1976.  Ese fue el periodo de las mayores movilizaciones por el cambio político. Mientras los demócratas nos movilizábamos casi a diario al grito de “Amnistía y libertad”, el “demócrata” de Fraga enviaba a sus “grises” para reprimir los anhelos democráticos de millones de españoles. Muchos demócratas cayeron en esos enfrentamientos con su policía política o con los impunes Guerrilleros de Cristo Rey a los que daba protección.  “La calle es mía”, frase pronunciada por Fraga durante la represión de las movilizaciones, expresa con rotundidad el sentido que de la democracia tenía Fraga. Él era el dueño de la calle y allí solo se manifestaba quienes con el coincidían.  Se equivocó, la calle la ganamos nosotros, los demócratas.

Fraga no quería transformar la dictadura en un sistema democrático homologable a las democracias europeas y por eso cuando quedo apeado el poder reunió a lo mas exquisito del franquismo y creó Reforma Democrática que luego cambió en Alianza Popular.  Los nostálgicos del Franquismo que se negaban a la legalización del Partido Comunista y que solo una vez que UCD se disuelve y se integra en Alianza Popular, convirtiéndose el Partido Popular inicia el giro de la extrema derecha a la derecha.

Pero Fraga tiene otras corresponsabilidades con el franquismo. Como ministro de Información de Franco firmó la pena de muerte Julián Grimau , cuyo único delito era ser comunista y luchador por las libertades democráticas. Justificó el asesinato de Enrique Ruano, estudiante detenido por arrojar octavillas contra el régimen franquista, que fue arrojado por la policía política desde una ventana. Y en el postfranquismo, como ministro de Gobernación, fue responsable político de los sucesos de Vitoria donde la policía asesino a cinco trabajadores en huelga o los sucesos de Montejurra en los que fueron asesinados otras dos personas.

Su historial antidemocrático es mucho más largo, pero su mayor problema es que nunca se ha retractado de su pasado franquista. Al final ser ha ido sin pagar por sus responsabilidades, primero porque las componendas de la transición  pasaron por alto la exigencia de responsabilidades a los responsables políticos de la dictadura y segundo porque cuando parecía que la justicia, la argentina que no la española, iba a exigirle responsabilidades, fallece.

No deseo la muerte de nadie, soy firme opositor de la pena de muerte. Fraga ha muerto cuando su ciclo vital se acabó.  El ha tenido esa oportunidad, oportunidad que negaron a los cientos de miles de asesinados por la dictadura franquista y que el siempre reivindicó y defendió. Es lo único que siento que no haya sido juzgado por sus corresponsabilidades políticas con el franquismo. 

Salud, República y Socialismo.

6 comentarios:

Ciberculturalia dijo...

Un día, informativamente hablando, insoportable. Pocos medios o tertulianos han sacado a relucir su enorme lado oscuro. Veremos una vez enterrado si se atreven a decir alguna verdad.
Un beso

RGAlmazán dijo...

La corrección en política a menudo se transforma en traición. Y eso es lo que han hecho muchos al olvidar la verdadera biografía de Fraga.
Y ahí está. Dicen que apaciguó a la extrema derecha y la domesticó. No, lo que hizo fue ayudar a que pervivieran los franquistas y el PP, fuera, en gran parte, heredero del régimen.
Salud y República

MENTA dijo...

No entiendo esa costumbre hipócrita de no hablar mal del muerto cuando en vida fue un antidemócrata y antiobrero.
¿quién estuvo detrás de la tremenda represión de los grises cuando las huelgas generales al final de la dictadura?

Nicolás dijo...

Que descanse en paz y nque nos deje descansar a los demás.

Raul Rentero dijo...

tanto sosiega lleva como paz deja
yo también me he quedado sorprendido por el homenaje público dispensado
en fin... así somos
saludos
Raúl

Felipe dijo...

Fue un día para el olvido.Se ha ido con toda la parafernalia política de un sistema que hace aguas por todas partes.

Ayer hablé del tema y verdaderamente me asquea ver a una clase política totalmente entregada a la Dictadura.

Todo eso lo tenemos en nuestro DEBE por creer en políticos traidores.

¡Salud,República y Socialismo!

LinkWithin

Related Posts with Thumbnails